Remedios y tratamientos para la impotencia

Todos los hombres han pasado o pasarán, alguna vez en su vida, por lo menos, por un episodio de disfunción eréctil. Se tratan de esos momentos en que, ya sea por no poder mantener la erección, flacidez o eyaculación precoz, no se puede mantener una relación sexual en los términos deseados para que sea placentero para ambos participantes. La disfunción eréctil se puede presentar en cualquier momento de la vida y sus síntomas más comunes tienen que ver con la eyaculación e impotencia. De modo que si te sentiste relacionado con algo de lo mencionado, quizá sea conveniente que sigas leyendo y te informes un poco acerca de posibles tratamientos para la impotencia.

Para determinar si usted, en efecto, sufre de disfunción eréctil, debe examinar si los episodios se repiten en un lapso de tres meses. De ser así, recuerde que esta es una patología reversible y que sus causas son de dos tipos: fisiológicas y psicológicas. En el caso de las primeras, existen diversos tipos de tratamientos para la impotencia. Estas causas pueden deberse a la obesidad, el tabaquismo, el alcohol, entre otros. Por su parte, de tratarse de un tema psicológico, una terapia de esta índole lo ayudará a superar esta condición. 

Dependiendo de la causa específica se determinará el tratamiento adecuado. Los tratamientos pueden ser desde jugos y batidos para mejorar el rendimiento sexual, fármacos, cremas, inyecciones, cambios alimenticios, cremas u homeopatía.